Tu dosis de fitness

Cápsulas para mejorar tu forma física

Estilos de yoga: tu guía definitiva

Published / by admin

Esperamos que después de nuestro artículo sobre los suplementos para deportistas ya te encuentres en plena forma. En efecto, necesitarás estar al máximo si quieres probar todos los estilos de yoga que te vamos a describir en el post de hoy 🙂

El yoga ha sido un verdadero boom en el mundo occidental durante los últimos años. En la actualidad encontramos estudios de yoga por todas partes. De hecho, hasta han proliferado las marcas de ropa deportiva especializadas en esta práctica así como productos de yoga de segunda mano (como en la página http://www.venta-de.com.co/yoga).

Vamos a ver los principales estilos de yoga que existen:

Vinyasa

Como hemos comentado antes, el Vinyasa vincula la respiración a las posturas, como si se tratara de una meditación en movimiento. Es la variedad con más flow, y se diferencia del Ashtanga en que las clases normalmente no siguen la misma secuencia.

Foto de reference.com
Foto de reference.com

Ashtanga

Este es un estilo de yoga intenso y a ritmo rápido que sigue una secuencia específica de posturas. Es semejante al tipo Vinyasa, ya que ambos vinculan cada movimiento a la respiración. Para los que quieren sudar la camiseta.

Hatha

Consiste en la práctica de posturas de yoga físicas. A ritmo lento e intensidad suave, es ideal para principiantes o los que prefieren una práctica más relajada donde cada postura se aguanta durante más tiempo.

Bikram

En esta clase sí que vas a sudar de verdad. Se trata de una serie fija de 26 posturas dentro de una sala que se encuentra a 38 grados (sí, parece una sauna). Se recomienda tener buen fondo físico y ser capaz de ser disciplinado ya que difiere bastante del yoga flow para convertirse en una especie de boot camp.

Acro Yoga

Mezcla los fundamentos del yoga con elementos de cross training y acrobática. Se trata de controlar muy bien la respiración, concentrarse y empezar a sudar.

Foto de womenshealthmag.com
Foto de womenshealthmag.com

 

Iyengar

Es un tipo de yoga Hatha en el que la precisión es fundamental. Se utilizan cinturones, bloques y mantas para asegurar que el cuerpo está perfectamente alineado. También es perfecto para principiantes con ganas de nuevos retos ya que los soportes utilizados ayudan a practicas asanas difíciles con mayor facilidad.

Jivamukti

Es el estilo más centrado en la espiritualidad junto con el Kripalu. Por lo que se refiere a los movimientos físicos, es semejante al Vinyasa, pero también incorpora música, cánticos, filosofía y meditación.

Kundalini

El Kundalini es una mezcla de Bikram y Jivamukti. El trabajo físico es bastante intenso y bien estructurado, aunque se pone especial atención a la meditación. Ideal para todos los niveles.

Foto de yogateca.com
Foto de yogateca.com

Sivananda

Esta es otra forma de yoga Hatha. La clase dura más que el resto, 90 minutos, y empieza y acaba recitando mantras. Hay 12 posturas básicas y algunos ejercicios de respiración. Con el Sivananda se incrementa la fuerza y la flexibilidad a la vez que te relajas.

Restaurativo

Como el propio nombre indica, este se practica para recuperar tu bienestar físico y mental. Es parecido al Yin en el sentido de que normalmente incluye cinco o seis asanas que se aguantan durante al menos cinco minutos, lo que permite una mayor apertura de los músculos y tendones. Es fantástico para relajarse y deshacerse del estrés.

Prenatal

Es una variedad específica para embarazadas. Combina posturas suaves de yoga Hatha y Restaurativo apropiadas para futuras mamás. Se puede practicar en cualquier estadio del embarazo, pero es mejor hacerlo siempre con supervisión.

 

Si practicas alguno de estos estilos, nos gustaría que nos comentaras qué te aporta y por qué lo recomiendas. Hasta la próxima.